Gestion Canal

UNA SEMANA MUNDIAL DEDICADA AL AGUA

El Instituto Internacional del Agua de Suecia lleva 28 años organizando uno de los principales eventos globales con el agua como protagonista. A lo largo de cinco días, reúne a unos 3.500 participantes de hasta 130 países para abordar conjuntamente algunos de los temas más cruciales relativos a los recursos hídricos del planeta

 

Que el agua es un recurso primordial no es algo que acabemos de descubrir. Lo que sí es cierto es que los retos que plantea su gestión a nivel mundial cada vez son más complejos. El panorama no es demasiado halagüeño: el cambio climático –tendente hacia escenarios menos favorables– y el aumento de la población, y, por consiguiente, de la demanda de agua, parecen conducir hacia situaciones de escasez que es necesario prever con antelación. En Estocolmo, donde desde 1991 se celebra la Semana Mundial del Agua, organizaciones gubernamentales, empresas, inversores, académicos y expertos en temáticas de agua se han congregado en un ambiente colaborativo para compartir pareceres y soluciones sobre los desafíos que plantea este bien líquido.

La Semana Mundial del Agua se ha convertido en uno de los principales foros globales para discutir los retos a los que se enfrenta el planeta en cuestiones hídricas. El evento, que ha tenido lugar en la capital sueca durante esta última semana de agosto, ha congregado a 3.500 participantes de más de 130 países, tanto de los sectores públicos como privados, bajo la organización del Instituto Internacional del Agua de Suecia (SIWI por sus siglas en inglés). El SIWI es una reconocida institución del agua que, desde su creación, ha trabajado por mejorar la forma en que este recurso es usado y gestionado. Su capacidad para organizar eventos como la Semana Mundial del Agua y de reunir a diferentes actores ha contribuido a enriquecer el conocimiento sobre el agua y su gestión, con el punto de mira puesto siempre en avanzar hacia un futuro más próspero y sostenible.

En el marco de la Semana Mundial del Agua, a lo largo de cinco días han tenido lugar más de 200 sesiones en las que se han abordado diferentes cuestiones vinculadas al agua y se han comprobado los avances realizados en los Objetivos de Desarrollo Sostenible que afectan a este recurso. Las propuestas basadas en la naturaleza –tema elegido por la ONU para el último Día Mundial del Agua– han gozado de un protagonismo especial, sobre todo porque las infraestructuras verdes ofrecen una interesante alternativa y forman parte de los planes estratégicos de empresas de todo el mundo (incluida Canal de Isabel II).

Además, como cada año, se ha hecho entrega del Premio de Agua de Estocolmo. En la presente edición ha recaído en los profesores Mark van Loosdrecht y Bruce Rittmann por revolucionar el agua y el proceso de tratamiento de las aguas residuales. Su investigación, pionera en el campo de la biotecnología, ha conducido hacia un nuevo proceso que es capaz de extraer los nutrientes y otros componentes químicos del agua residual, pudiendo reciclar los que son valiosos y desechar los que son perjudiciales. Su estudio ha contribuido a entender cómo los microorganismos pueden transformar sustancias orgánicas contaminantes en elementos útiles para el ser humano y el medioambiente. De esta manera, con el galardón, que también tiene una versión juvenil, se reconocen los logros conseguidos y el esfuerzo depositado en cuestiones que aúnan agua y sostenibilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Participa!

Puedes escribirnos a elretodelagua@canaldeisabelsegunda.es y proponernos temas de interés sobre los que te gustaría saber más. Lo tendremos muy en cuenta a la hora de elaborar los próximos artículos. ¡Muchas gracias por colaborar con nosotros!